No Man’s Sky, el duro despertar a la realidad

maxresdefault (1)

No Man’s Sky muestra exploración planetaria, océanos profundos, batallas espaciales, y posibles depredadores en los diversos planetas generados. El 10 de Julio de 2016, fue anunciado que el juego había terminado su desarrollo, y que estaba listo para empezar la comercialización cuanto antes.

 No Man’s Sky es el anticipado juego de mundo abierto con enfoque en exploración, que cautivó la atención de muchos desde su presentación en el E3 hace aproximadamente 2 años. El juego tenía una premisa impresionante, con ambiciones que nunca se habían visto en el medio y hace unos días cayó en mis manos.

El creador y director del juego, Sean Murray, nos hablaba de un universo vasto, listo para ser explorado por el jugador. En este universo conformado por mas de 18 quintillones de planetas, el jugador iba a tener la oportunidad de explorar cada uno de estos (que debo añadir, son de “tamaño real”, sin contar las lunas, estrellas y estaciones espaciales que también estarían disponibles para ser exploradas), se iba a tener la oportunidad de participar en enormes batallas espaciales completamente al azar, se iba a poder ser un comerciante de distintos minerales (ya que el juego creó su propia tabla periódica), se iba a poder ser un pirata espacial o un explorador que catalogue y nombre cada nuevo descubrimiento que se haga incluyendo animales, plantas, planetas y sistemas solares o simplemente deambular por la infinidad de este espacio generado automáticamente mientras vas disfrutando de las hermosas vistas.

Todo esto suena muy bonito, pero, ¿acaso Sean Murray y el equipo de  Hello Games serán capaces de cumplir con todo lo prometido? Veámoslo a continuación.

 

Para empezar, debo decir que el juego no es malo. Si tomamos este título por lo que es, podemos decir que es un juego muy decente, muy divertido y en general, es algo que jamás se había visto o imaginado antes en el medio, pero el lanzamiento y el juego sufrieron de un problema muy, muy grande: su marketing.

Desde que empecé a seguir el desarrollo de No Man’s Sky y las entrevistas con Sean Murray, escuchaba promesas y promesas de este juego enorme y revolucionario que cambiaría la forma de hacer juegos. El problema de muchas personas hoy en día es que se meten a lo que llamamos  Hype Train, y se creen todas las promesas de los desarrolladores y toman todos los trailers como una representación literal del producto final, ¿es esto algo malo? Por supuesto que no. Al fin y al cabo, una promesa de venta es una promesa de venta, pero los jugadores deberíamos saber que esto es algo que siempre pasa. Pocos juegos logran llenar las expectativas que su campaña de marketing crea.

maxresdefault

El gameplay de No Man’s Sky se basa en cuatro pilares—exploración, supervivencia, combate y comercio—en el que los jugadores podrán disfrutar en un universo abierto generado por procedimientos, que incluye unos 18 trillones (1.8×1019) de planetas.

Cuando el juego estaba siendo publicitado, nos mostraban planetas impresionantemente hermosos y era muy difícil creer que estos planetas eran generados al azar por un algoritmo matemático… Lastimosamente, por algo era difícil de creer. Esos hermosos planetas con criaturas gigantes, una flora y fauna impresionante y diversa y con esa paleta de colores tan hermosa… Eran planetas creados manualmente por los desarrolladores para aparecer en los trailers. Cuando todos los jugadores vimos los primeros planetas generados por el juego, el impacto fue mas que decepcionante. Planetas desiertos, con criaturas poco interesantes salidas de la imaginación del tipo que creaba monstruos en Mighty Morphin Power Rangers, poca vida y flora y lo mas decepcionante… Pocos incentivos para permanecer en un planeta por mas de 5 minutos a pesar del tamaño de este.

Las primeras 2 horas del juego te dicen todo lo que necesitás saber de este y si para ese entonces no estas enganchado, déjame decirte que hiciste una mala compra. El juego empieza con nuestro personaje que acaba de estrellar su nave espacial en un planeta completamente al azar.

Si bien te puede tocar un planeta pacifico con hermosas vistas al mar y animales que parecen ser una mezcla entre un conejito y un cactus, bien podés parar en un planeta tóxico en el que tendrás que buscar refugio rápidamente y buscar los materiales necesarios para recargar tu traje de supervivencia.

ixksvkc9n256ztwdie5o

Los jugadores participarán en un universo compartido no online, donde podran compartir sus nombres de planetas, especies e incluso de sistemas solares completos.

De una manera u otra, este primer planeta te enseñara en un 75% todo lo que vas a poder hacer en el juego, y eso es: encontrar un nuevo planeta, buscar y recolectar recursos para reparar tu nave, nombrar animales y plantas, buscar y recolectar recursos para recargar tus armas, pelear con los (inútiles e innecesarios) robots centinelas, buscar y recolectar recursos para recargar tu traje de supervivencia… En fin, ¿notan el patrón? Si, muchos juegos basan su jugabilidad en el grinding o recolección excesiva de recursos para un fin en específico, pero ninguno de los juegos que lo han hecho bien lo hacen para que jugués, lo hacés por diversión, porque querés alcanzar algo en especifico. En No Man’s Sky o recolectas, o no jugás.

A pesar de sus muchas promesas incumplidas como la habilidad de involucrarte en masivas batallas espaciales, un verdadero sistema de rotación en los sistemas solares, la oportunidad de ver criaturas gigantes, la falta de variedad en las naves espaciales… Si obviamos todo esto, puede ser un muy buen juego para una persona que busque una experiencia de exploración pura, ya que a pesar de que la mayoría de planetas muestran poca variedad, pero a veces… Uno no puede evitar quedarse observando el paisaje, viendo las maravillas que este universo creado al azar puede ofrecer, simplemente te quedás maravillado ante tal majestuosidad. Al menos, hasta que la alarma te diga que necesitas recargar tu soporte vital… de nuevo.

Como último punto negativo me gustaría hablar un poco del final, o mas bien, del objetivo final de No Man’s Sky que es el de llegar al centro de la Galaxia (ojo, que no es universo). Si sos el tipo de persona que se molesta por los spoilers, te recomiendo que te saltes este párrafo, pero incluso si te molestan, te recomiendo que lo leás, porque es algo que vale la pena leer para saber a que te metés. Aquí termina la advertencia de spoiler.

original

Tanto las naves como el armamento se generarán por procedimientos. Además, las naves serán todas pequeñas, de tipo caza espacial.

Como mencioné anteriormente, el objetivo final del juego es viajar miles de millones de millas para llegar al centro de la galaxia y descubrir lo que el juego plantea: ¿What lies at the Center? Sean Murray describió este destino final como algo fascinante, algo que cambiaría la percepción de nuestra existencia. ¿Quieren saber que había al final? NADA. Absolutamente nada. Llegás al centro, se activa una animación barata y el universo se reinicia colocándote en una “nueva galaxia” sin nada nuevo que ofrecer, y como guinda en el pastel, te quitan casi la mitad de tus upgrades que tardaste un promedio de 30 horas en recolectar.

En conclusión, creo que puedo decir que No Man’s Sky no es un mal juego, pero tampoco puedo perdonarle a Hello Games o a Sony el hecho de que le mintieron masivamente a todos sus consumidores. ¿Habrá sido culpa de Sean Murray por prometer cosas que su estudio de 12 personas no podía cumplir? Quizá. ¿La culpa es de Sony por haber apurado el lanzamiento del juego? Puede ser. ¿El consumidor tiene la culpa por subirse al hype train? Creo que esta última es la respuesta mas acertada. El juego es un título independiente desarrollado por 12 personas, la gente debería aprender a manejar sus expectativas, pero incluso esto (solo recalcando) no excusa a los desarrolladores del mentirle a sus clientes y mucho menos cobrar 60 dólares por un juego incompleto.

 

Veredicto final:

6/10

 

 

Autor: Pedro Monterroso

Mi cuerpo esta hecho en un 60% de videojuegos, en un 30% de películas y en un 10% de grasas saturadas. Estudiante de audiovisuales de día y bloguero desempleado de noche.

Comparte esto en

Danos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *