Categoría: Barrancopolis

La cruda realidad

Tras salir de su trabajo Rolando se dirige con prisa a cambiar su cheque pues ha sido día de pago. Sube a una de esas camionetas que van repletas de gente, aunque para el ayudante del piloto siempre hay espacio…

Today is the day

Hubiera sido bonito tener un patojo, sí, por qué no, he visto casos peores, pero ese tren hace rato que partió y qué bueno porque seguramente habría repetido los esquemas paternalistas de mi pueblo.

Resistir, pero no dejar de bailar

Mi barba nunca había sido tan útil para una misión de incógnito. Ella me abre la oportunidad de vivir la experiencia sin sentir muchos ojos sobre mí. Solo me delata la cara de perdido cuando me hablan en árabe.

¿En dónde vivís?

Uno piensa que vive fijo en algún lado, tal vez recordando la caverna y las inclemencias de afuera; cuatro paredes, seis en realidad con el techo y el piso y adentro de ese cubo que nos inventamos nos sentimos seguros.

Música para encularse con un culo

Esta selección de discos amerita escucharlos de principio a fin sin saltos y con algunos sobresaltos. Quien quita y se convierten en el soundtrack de ese amor que está a punto de explotar…

Una casa es como un traje

Llegué a la edad adulta, con título profesional y en pleno ejercicio de la carrera; la calculadora indicaba que necesitaría 130 años de trabajo continuo y sin vacaciones para poder comprar una casa promedio.

Tía Consuelo reloaded

Tengo diecisiete años, hace tres terminé con mi antiguo novio porque me engañó con otro. Me dolió mucho su traición y caí en depresión.